Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)

Dispensación e intervención en AAS

Calle Pérez JL, Eyaralar Riera T, Alonso Núñez ML, Pérez Benajas MA, Vernia Sabater M, Olano Garmendia G.
Calle JL, Eyaralar T, Alonso ML, Pérez MA, Vernia M, Olano G. Dispensación e intervención en AAS. Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)
Resumen: 

INTRODUCCIÓN: en España los me­dicamentos que no necesitan pres­cripción médica sólo se dispensan en farmacia porque, aun tratándo­se de medicamentos de suficientes y probadas eficacia y seguridad, es una garantía para el paciente ya que existen situaciones de riesgo en ra­zón a las particularidades fisiológi­cas, patológicas o medicamentosas de cada paciente. Sin embargo, no se han encontrado estudios al respec­to en cuanto a cantidad de veces y contenido de las intervenciones del farmacéutico. Se ha elegido el AAS por formar parte tradicionalmente del botiquín familiar y por su percepción de inocuidad.

OBJETIVOS: cuantificar las inter­venciones del farmacéutico frente a solicitudes de cualquier medicamen­to con AAS en 500 o más mg. y es­tudiar el tipo de intervención según ficha técnica que hacen que el me­dicamento solicitado pudiera no ser adecuado.

METODOLOGÍA: han participado en el estudio, realizado de octubre de 2013 a marzo de 2014, 15 farma­céuticos; de los que sólo 8 se han querido identificar a efectos de au­toría de esta comunicación. Para el primer objetivo, se ha contabiliza­do el número de veces en que ha sido solicitado un medicamento con AAS en 500 o más mg., y el núme­ro de veces en que la característica del paciente ha originado una inter­vención. Para el segundo objetivo se han estudiado cada una de las intervenciones en cuanto a indica­ción no autorizada, características fisiológicas, patológicas, pruebas analíticas que pudieran interaccionar y medicamentos usados; que pudieran suponer un daño para el paciente.

RESULTADOS: se han contabilizado un total de 5.080 peticiones de AAS en los cinco meses del estudio; esto supone una media de 339 por farma­céutico y mes. Los 15 farmacéuticos han intervenido en 167, es decir en un 3,29 por ciento de las veces el farmacéutico intervino porque de no hacerlo podría haberse originado al­gún daño en la salud del paciente. Se ha intervenido en 10 ocasiones por indicación no autorizada, 3 por situación fisiológica contraindicada, 32 porque superaba el tiempo máxi­mo, 39 por situación patológica, 42 por interacción farmacológica y 40 porque podría haber falseado las analíticas.

CONCLUSIONES: la cantidad de in­tervenciones y el tipo de situación del paciente justifican la presencia del farmacéutico en la dispensación de este medicamento, siendo esto imprescindible para garantizar el derecho del ciudadano en cuanto a garantía de su salud.