Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)

Medidas para mejorar la adherencia terapéutica en farmacia comunitaria. Sistemas Personalizados de Dosificación de medicamentos

Luque del Moral R, Alonso MA, Gómez R, Ruiz Poveda P, Romero A.
Luque R, Alonso MA, Gómez R, Ruiz P, Romero A. Medidas para mejorar la adherencia terapéutica en farmacia comunitaria. Sistemas Personalizados de Dosificación de medicamentos. Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)
Resumen: 

INTRODUCCIÓN: la falta de adhe­rencia al tratamiento farmacológico o incumplimiento terapéutico es un problema prevalente y relevante en la práctica clínica diaria, especialmente en el tratamiento de enfermedades crónicas. Desde la farmacia comuni­taria la adherencia terapéutica debe considerar al paciente protagonista de su propio tratamiento. La realidad actual plantea la adherencia terapéu­tica como un gran reto para el siste­ma sanitario.

OBJETIVOS: implantación, desarro­llo y evaluación continua de un pro­grama de mejora de adherencia tera­péutica.

MATERIAL Y MÉTODO: servicio farmacéutico incluido desde no­viembre de 2012 hasta la actuali­dad en nuestra farmacia. Población diana: todos los pacientes poli-medicados que quieran participar en el servicio. Se ha utilizado el Sistema Anota de SPD. Al pacien­te que quiere participar se le cita en la farmacia, a esta reunión se le pide que traiga toda la docu­mentación médica y en una bolsa todos los medicamentos para su revisión. Además, se elabora una ficha de paciente y se informa al médico. Evaluada la medicación de forma exhaustiva se procede a pre­parar el Sistema Personalizado de Dosificación bajo supervisión del farmacéutico responsable del ser­vicio. Antes de cerrar el dispositivo se comprueba su elaboración y se valora junto a la ficha del paciente. El sellado del blíster se hace en frío mediante presión. Cada blíster tie­ne una validez de una semana, pu­diéndose adaptar a cada necesidad del paciente. Cada blíster tiene un número de registro identificativo, además de los datos de la farmacia y del paciente.

RESULTADOS: participan dieciséis pacientes, de los cuales quince son mujeres. Solo dos pacientes conocen el riesgo que para su salud supone la no adherencia terapéutica, no obs­tante, todos infravaloran la falta de adherencia a los tratamientos. Nin­gún profesional sanitario les había explicado nada sobre la adherencia terapéutica. La utilización de SPD ahorra muchos recursos económicos a las Administraciones sanitarias y mejora la situación clínica de los pa­cientes.

CONCLUSIÓN: es sorprendente que la mayoría de pacientes crónicos no conozcan el riesgo de la falta de ad­herencia a su tratamiento, siendo la formación del paciente un método útil para aumentarla. La información escrita es más eficiente para mejo­rarla. La colaboración entre todos los profesionales sanitarios es fun­damental para garantizar la adheren­cia del paciente a su tratamiento. La farmacia comunitaria contribuye al mantenimiento económico del siste­ma sanitario.