Farmacéuticos Comunitarios. 10(Suplemento 1):272

Programa “I-VALOR: el valor de la indicación farmacéutica”: Metodología.

Salar Ibáñez L1, 2, Eyaralar Riera T3, 2, Prats Mas R1, 2, Espejo Guerrero J4, 2
1. Comité científico de SEFAC. 2. Farmacéutico/a comunitario/a. 3. SEFAC. 4. Comisión de investigación de SEFAC.
Salar L, Eyaralar T, Prats R, Espejo J. Programa “I-VALOR: el valor de la indicación farmacéutica”: Metodología.. Farmacéuticos Comunitarios. 10(Suplemento 1):272
Resumen: 

INTRODUCCIÓN: el profesional sanitario más cercano al paciente es el farmacéutico, por ello muchas veces recibe consultas para solucionar distintos problemas de salud (PS). Es importante que esté capacitado para discriminar cuando puede resolverlo él mismo o cuando debe derivar a otro profesional sanitario.

OBJETIVOS: Para facilitar esto la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (SEFAC) diseñó el programa “I-VALOR: el valor de la indicación farmacéutica”, que utiliza la misma metodología para cada uno de los problemas de salud (PS) estudiados.

METODOLOGÍA: se diseña un curso de formación online, con su examen correspondiente, sobre el PS del que se solicita acreditación a la comisión de formación continuada. Se consensuan con sociedades científicas médicas de atención primaria los criterios de derivación (CD), que son situaciones en las que si son detectadas por el farmacéutico se aconseja a éste que derive el paciente al médico para su mejor diagnóstico y tratamiento. Se seleccionan los medicamentos que se podrán dispensar. Son siempre medicamentos de los grupos terapéuticos de la ATC adecuados para el PS, y que puedan dispensarse sin receta. Se elabora información sobre el PS para poder entregar al paciente a modo de educación sanitaria. Común a todos los PS estudiados es el diseño de la página web y de los informes para el paciente y el médico.

Cuando un paciente solicita el servicio de indicación farmacéutica el farmacéutico debe: seleccionar el PS consultado, entrevistar al paciente para comprobar su estado (para ello dispone de la ayuda de ventanas emergentes que amplían la información), comprobar si el paciente presenta alguno de los CD consensuados y marcar la casilla correspondiente si fuera así (para ello también dispone de ventanas emergentes). El farmacéutico debe derivar al paciente si presenta alguno de estos CD, pero puede no hacerlo si no lo considera conveniente. El paciente también puede rechazar esta derivación. A continuación, el farmacéutico debe seleccionar los medicamentos o productos sanitarios que quiere dispensar, seleccionar la información adicional que quiere imprimir y entregar al paciente e imprimir los informes para el paciente y el médico si procede (estos informes se generan de forma semiautomática). En el caso de derivación al médico se seleccionan los CD marcados, los productos dispensados, con su posología, y la información que en este momento quiera incluir el farmacéutico. En el caso del informe al paciente se seleccionan los productos dispensados, posología y la información que en este momento quiera incluir el farmacéutico. Todo ello queda registrado en la web. La metodología del I-VALOR prima la sencillez para hacerla útil en el trabajo diario del farmacéutico.

RESULTADOS: hasta la fecha se han desarrollado 7 problemas de salud con la colaboración de diferentes entidades colaboradoras y patrocinadores: erosiones cutáneas, resfriados, pirosis, ojo seco, alergias, infecciones urinarias e insuficiencia venosa. En abril de 2018 está previsto que empiece un nuevo módulo sobre eczemas, y hay otros más en cartera. I-VALOR pretende permanecer facilitando la indicación farmacéutica al farmacéutico comunitario de España.