Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)

Detección temprana de reacciones adversas a medicamentos gracias al seguimiento farmacoterapéutico. Necrosis cutánea inducida por acenocumarol

Martínez Pérez SR, Koffler Urbano P.
Martínez SR, Koffler P. Detección temprana de reacciones adversas a medicamentos gracias al seguimiento farmacoterapéutico. Necrosis cutánea inducida por acenocumarol. Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)
Resumen: 

PRESENTACIÓN: varón de 68 años con hipercolesterolemia e hiperten­sión arterial. Tratamiento con atorvastatina 20 mg (0-1-0), enalapril 20 mg (1-0-1) y furosemida 40 mg (1-0-0). También toma metamizol 575 mg y paracetamol 1g a deman­da, para paliar dolores típicos de la edad.

ANTECEDENTES: en varias ocasio­nes el paciente había preguntado en la farmacia por sus problemas de hipertensión, por lo que fue in­cluido en el Servicio de Control de presión arterial y, posteriormente, en el servicio de seguimiento farmaco-terapéutico (SFT) con el objetivo de detectar Resultados Negativos de la Medicación (RNM), controlar bien su tensión y evitar posibles problemas de seguridad. Más adelante, también se incorpora al Servicio de Sistema Personalizado de Dosificación (SPD) para mejorar el cumplimiento de su tratamiento. Tras varios meses de se­guimiento estaba bien controlado y estable, disfrutando de gran calidad de vida.

VALORACIÓN E INTERVENCIÓN AC­TUAL: en septiembre de 2013 el paciente sufre un episodio de trom­bosis venosa profunda en la pierna izquierda, debiendo ser hospitaliza­do. Durante la recuperación recibió tratamiento con bemiparina 3500 UI (1 diaria durante 10 días). Tras la primera revisión, su médico le pres­cribe acenocumarol 4 mg y vuelve a las sesiones de SFT en nuestra far­macia. Ya durante la primera sesión nos damos cuenta de que el pacien­te se rasca entre los dedos y tiene un leve enrojecimiento en la zona al que no le ha dado importancia. Tras una observación minuciosa, se advierte que las lesiones son poco comunes, de aspecto isquémico y cianótico. Sospechando de una reac­ción adversa grave al medicamento (RNM de inseguridad), lo derivamos al servicio de urgencias del hospital, donde los médicos constatan que puede tratarse de una necrosis cu­tánea inducida por el acenocumarol, suspendiendo de inmediato el trata­miento.

RESULTADO: tras un examen en pro­fundidad, se determinó que efecti­vamente las lesiones que presentaba entre los dedos, y que también apa­recieron en las piernas, eran necrosis cutáneas provocadas por el acenocumarol. El paciente se recuperó de estas lesiones y actualmente recibe tratamiento con clopidogrel 75 mg (0-1-0). Continúa en nuestro servicio de SFT, sin haberle detectado ningún RNM más por el momento. El pacien­te se muestra muy contento con este servicio de la farmacia y dice muy agradecido que: "si no es por voso­tros, ahora mismo podría estar sin manos y sin piernas".

CONCLUSIÓN: gracias al servicio de SFT se ha logrado detectar de for­ma prematura una reacción adversa grave a un medicamento, evitando un grave riesgo para la salud del pa­ciente.